Versículos bíblicos sobre malas costumbres y vicios

Instituto Buenas Nuevas

1. Causas frecuentes de malas costumbres

Salmo 55:19
[Sentirse cómodo en determinada situación:] No cambian, ni temen a Dios.

Eclesiastés 8:11
[No cortar un defecto de raíz:] Porque la sentencia contra una mala obra no se ejecuta enseguida, el corazón de los hijos de los hombres está en ellos entregado enteramente a hacer el mal.

Jeremías 22:21
[Pensar: «Siempre he sido así».] Este fue tu camino desde tu juventud.

Lucas 5:39
[Por naturaleza el ser humano se resiste a cambiar:] Nadie que haya bebido del añejo querrá luego el nuevo, porque dice: «El añejo es mejor».

Santiago 1:14,15
[Ceder reiteradamente a las tentaciones nos induce a adquirir hábitos perniciosos.] Cada uno es tentado, cuando de su propia pasión es atraído y seducido. 15 Entonces la pasión, después que ha concebido, da a luz el pecado; y el pecado, siendo consumado, da a luz la muerte. (V. también Romanos 6:12; 7:23.)

2. Para madurar espiritualmente es necesario esforzarse por sustituir las malas costumbres por otras buenas

Salmo 19:13
[El rey David rezó para que sus pecados no se convirtieran en costumbres arraigadas:] Guarda también a Tu siervo de pecados de soberbia; que no se enseñoreen de mí. (V. también Salmo 119:133.)

1 Corintios 5:6,7
La jactancia de ustedes no es buena. ¿No saben que un poco de levadura fermenta toda la masa? 7 Limpien la levadura vieja para que sean masa nueva.

Efesios 4:22–24
[Hace falta renovarse espiritualmente:] Deben ustedes renunciar a su antigua manera de vivir y despojarse de lo que antes eran, ya que todo eso se ha corrompido, a causa de los deseos engañosos. 23 Deben renovarse espiritualmente en su manera de juzgar, 24y revestirse de la nueva naturaleza, creada a imagen de Dios y que se distingue por una vida recta y pura, basada en la verdad. (V. también Colosenses 3:7,8.)

2 Timoteo 2:21
Si dejamos de hacer lo malo y nos olvidamos de las falsas enseñanzas, seremos como esos objetos útiles y muy especiales. Toda nuestra vida le será útil a Dios, que es su dueño, y estaremos preparados para hacer toda clase de bien.

1 Pedro 1:22
Puesto que en obediencia a la verdad ustedes han purificado sus almas para un amor sincero de hermanos, ámense unos a otros entrañablemente, de corazón puro.

3. El Señor puede ayudarnos a cambiar y a superar cualquier cosa; lo único que pide es nuestra dócil cooperación

1 Samuel 10:6,9
[Cuando el rey Saúl era joven, Dios lo transformó mediante el poder del Espíritu Santo. El profeta Samuel le aseguró:] «El Espíritu del Señor vendrá sobre ti con gran poder, profetizarás con ellos y serás cambiado en otro hombre». 9 Cuando Saúl volvió la espalda para dejar a Samuel, Dios le cambió el corazón, y todas aquellas señales le acontecieron aquel mismo día.

Salmo 138:8
¡El Señor llevará a feliz término su acción en mi favor! Señor, Tu amor es eterno; ¡no dejes incompleto lo que has emprendido!

Jeremías 18:3–6
Bajé y encontré al alfarero trabajando el barro en el torno. 4 Cuando el objeto que estaba haciendo le salía mal, volvía a hacer otro con el mismo barro, hasta que quedaba como él quería. 5 Entonces el Señor me dijo: 6 «¿Acaso no puedo hacer Yo con ustedes, israelitas, lo mismo que este alfarero hace con el barro? Ustedes son en Mis manos como el barro en las manos del alfarero».

Jeremías 32:27
Yo soy el Señor, el Dios de toda carne, ¿habrá algo imposible para Mí?

Ezequiel 36:26,27
Les daré un corazón nuevo y pondré un espíritu nuevo dentro de ustedes; quitaré de su carne el corazón de piedra y les daré un corazón de carne. 27 Pondré dentro de ustedes Mi espíritu y haré que anden en Mis estatutos, y que cumplan cuidadosamente Mis ordenanzas.

Marcos 10:27
Para los hombres es imposible; mas para Dios, no; porque todas las cosas son posibles para Dios.

Juan 8:36
Si el Hijo los hace libres, ustedes serán verdaderamente libres.

1 Juan 4:4
Hijos míos, ustedes son de Dios y han vencido […], porque mayor es Aquel que está en ustedes que el que está en el mundo.

4. Debemos evitar los vicios y malos hábitos no solo por nuestro propio bien, sino también por el de los demás, como una manifestación de nuestro amor por ellos

Romanos 14:21
Bueno es no comer carne, ni beber vino, ni nada en que tu hermano tropiece, o se ofenda o sea debilitado.

Gálatas 5:13,14
Hermanos, Dios los llamó a ustedes a ser libres. Pero no usen esa libertad como pretexto para hacer lo malo. Al contrario, ayúdense unos a otros por amor. 14 Porque toda la ley de Dios se resume en un solo mandamiento: «Ama a los demás como te amas a ti mismo».

1 Juan 2:10
El que ama a su hermano, está en luz, y no hay tropiezo en él.

5. Por el bien de la obra de Dios debemos combatir los malos hábitos

Hebreos 12:1
Nosotros también, teniendo en derredor nuestro tan grande nube de testigos, despojémonos de todo peso y del pecado que nos asedia, y corramos con paciencia la carrera que tenemos por delante.

Filipenses 3:13,14
Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás, y extendiéndome a lo que está delante, 14 prosigo a la meta, al premio del supremo llamamiento de Dios en Cristo Jesús.

6. Algunos vicios graves tienen causas espirituales

2 Corintios 2:11
No seamos engañados de Satanás: pues no ignoramos sus maquinaciones.

2 Corintios 11:3
Temo que, así como la serpiente con su astucia engañó a Eva, las mentes de ustedes sean desviadas de la sencillez y pureza de la devoción a Cristo.

Efesios 6:10–12
Hermanos, busquen su fuerza en el Señor, en Su poder irresistible. 11 Protéjanse con toda la armadura que Dios les ha dado, para que puedan estar firmes contra los engaños del diablo. 12 Porque no estamos luchando contra poderes humanos, sino contra malignas fuerzas espirituales del cielo, las cuales tienen mando, autoridad y dominio sobre el mundo de tinieblas que nos rodea.

1 Pedro 5:8,9
Sean de espíritu sobrio, estén alerta. Su adversario, el diablo, anda al acecho como león rugiente, buscando a quien devorar. 9 Pero resístanlo firmes en la fe.

7. Debemos pedirle a Dios una actitud de superación con respecto a nuestros malos hábitos

Filipenses 4:13
Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

Romanos 4:20,21
Respecto a la promesa de Dios, Abraham no titubeó con incredulidad, sino que se fortaleció en fe, dando gloria a Dios, 21 estando plenamente convencido de que lo que Dios había prometido, poderoso era también para cumplirlo.

2 Corintios 3:18
[Pensemos constantemente en Jesús y en la nueva criatura en que nos está convirtiendo:] Nosotros todos, mirando a cara descubierta como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma semejanza, como por el Espíritu del Señor.

2 Corintios 5:17
Si alguno está en Cristo, nueva criatura es: las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.

8. Cuando estamos intentando mejorar en algún aspecto es especialmente importante que le pidamos al Señor que nos avise cada vez que volvemos a caer en nuestras malas costumbres, para que aprendamos a rectificar nuestra conducta

Salmo 32:8,9
Yo te haré saber y te enseñaré el camino en que debes andar; te aconsejaré con Mis ojos puestos en ti. 9 No seas como el caballo o como el mulo, que no tienen entendimiento; cuyos arreos incluyen brida y freno para sujetarlos, porque si no, no se acercan a ti.

Salmo 143:8,10
Por la mañana hazme saber de Tu amor, porque en Ti he puesto mi confianza. Hazme saber cuál debe ser mi conducta, porque a Ti dirijo mis anhelos. 10 Enséñame a hacer Tu voluntad, porque Tú eres mi Dios. ¡Que Tu buen espíritu me lleve por un camino recto!

Isaías 30:21
Tus oídos oirán detrás de ti estas palabras: «Este es el camino, anden en él», ya sea que vayan a la derecha o a la izquierda.

Isaías 42:16
Guiaré a los ciegos por camino que no sabían, les haré andar por sendas que no habían conocido; delante de ellos cambiaré las tinieblas en luz, y lo escabroso en llanura. Estas cosas les haré, y no los desampararé.

Juan 16:13
Cuando venga el Espíritu de la verdad, Él los guiará a toda verdad.

9. Necesitamos que los demás rueguen por nosotros y nos ayuden a mantenernos en el buen camino, a fin de evitar caer en vicios y malas costumbres

Eclesiastés 4:9,10
Más valen dos que uno, pues mayor provecho obtienen de su trabajo. 10 Y si uno de ellos cae, el otro lo levanta. ¡Pero ay del que cae estando solo, pues no habrá quien lo levante!

Mateo 18:19,20
Si dos de ustedes se ponen de acuerdo sobre cualquier cosa que pidan aquí en la tierra, les será hecho por Mi Padre que está en los cielos. 20 Porque donde están dos o tres reunidos en Mi nombre, allí estoy Yo en medio de ellos.

Hebreos 3:13
Exhórtense los unos a los otros cada día, mientras todavía se dice: «Hoy»; no sea que alguno de ustedes sea endurecido por el engaño del pecado.

Hebreos 10:24,25
Consideremos cómo estimularnos unos a otros al amor y a las buenas obras, 25 no dejando de congregarnos, como algunos tienen por costumbre, sino exhortándonos unos a otros, y mucho más al ver que el día se acerca.

Santiago 5:16
Confiésense sus pecados unos a otros, y oren unos por otros para que sean sanados. La oración eficaz del justo puede lograr mucho.

10. Habiendo resuelto cambiar, tengamos una actitud vigilante y rechacemos la tentación de recaer en malos hábitos

Gálatas 5:1
Cristo nos dio libertad para que seamos libres. Por lo tanto, manténganse ustedes firmes en esa libertad y no se sometan otra vez al yugo de la esclavitud. (V. también 1 Corintios 16:13.)

Efesios 4:27
No le den oportunidad al diablo.

1 Tesalonicenses 5:17
Oren en todo momento.

Santiago 4:7
Obedezcan a Dios. Háganle frente al diablo, y él huirá de ustedes.

11. Con esfuerzo y con la ayuda del Señor adquiriremos buenas costumbres con más facilidad

Job 17:9
[Apoyarnos en el Señor nos fortalece:] El justo se mantendrá en su camino, y el de manos limpias se fortalecerá más y más.

Salmo 84:7
Irán sus fuerzas en aumento, y en Sion verán al Dios supremo.

Proverbios 4:18
La senda de los justos es como la luz de la aurora, que va en aumento hasta que el día es perfecto.

Juan 8:31,32
[El vivir inmersos en la Palabra de Dios nos ayuda a dejar atrás lo que una vez fuimos:] Jesús les dijo a los judíos que habían creído en Él: «Si ustedes se mantienen fieles a Mi palabra, serán de veras Mis discípulos; 32 conocerán la verdad, y la verdad los hará libres».

Gálatas 6:9
[No desistamos:] No nos cansemos, pues, de hacer bien; porque a su tiempo segaremos, si no desmayamos. (V. también Hebreos 6:15; 10:35,36.)

1 Timoteo 4:15
Medita estas cosas; ocúpate en ellas; para que tu aprovechamiento sea manifiesto a todos.

Publicado en Tour temático de la Biblia: Una vida más feliz
© Aurora Production AG, Suiza, 2012

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: